Vibrante empate en CU

07 DE DICIEMBRE, 2018

América salió del Olímpico Universitario con el coraje atorado en la garganta, por haber tenido la victoria en la bolsa y haberla dejado ir, para poner la serie al rojo vivo.

Alejandra Benítez / Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 07-Dec-2018 .-El técnico americanista Miguel Herrera no se equivocó cuando decidió poner a Diego Lainez de inicio ante los Pumas porque el volante se sublima cuando se mete a territorio universitario.

Una jornada después de haber debutado en el Clausura 2017 y con apenas 16 años, Ricardo La Volpe lo alineó de inicio en un Pumas-América donde le hizo ver su suerte a los locales por el descaro que puso en cada jugada.

Ayer, otra vez Lainez hizo de las suyas, caracoleó en el área, dejó atrás a sus marcadores y se encargó de poner en ventaja al América al minuto 21, haciendo sufrir al cuadro del Pedregal, que nuevamente se rindió ante los pies de un volante que con actuaciones cómo esta exige mejor suerte en un club donde cuesta mucho ser de casa y sobresalir.

Y así como Herrera acertó con su parado inicial, después decidió sentar a Lainez y perdió intensidad porque pocos como el joven sienten la pasión por este Clásico.

Esa adrenalina que sólo se destila en juegos como éste fue lo que rescató a Pumas, que nuevamente le apostó a su garra para sacar adelante el encuentro.

Ahora no fueron Carlos González ni Felipe Mora, tocó el turno a Martín Rodríguez para poner el empate.

Y el arquero Alfredo Saldívar salió en una noche inspirada para atajar un penal a Roger Martínez y de paso frenar a otros azulcremas como Renato Ibarra.

Los universitarios hicieron gala de ese ADN que han rescatado bajo el mando de David Patiño, con un juego más incisivo y eficaz, donde han mejorado en la entrega y recepción del balón.

Este equipo ya no se derrumba cuando va abajo en el marcador como hace un año, ahora se reorganiza y juega en conjunto.

Finalmente América salió del Olímpico Universitario con el coraje atorado en la garganta, por haber tenido la victoria en la bolsa y haberla dejado ir, para poner la serie al rojo vivo.

Mientras se define, el “Piojo” Herrera sigue sumando y ya tiene 14 encuentros sin conocer la derrota con el mando de las Águilas en el Apertura 2018.


Más de interés