CJNG controlaba puente grande: Alfonso Durazo

El Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana comentó que el cierre del penal les generará un ahorro al gobierno de 800 millones de pesos.
Publicado: 01 DE OCTUBRE, 2020



Las autoridades de seguridad de México dijeron que la orden de cerrar la cárcel de Puente Grande, en el estado de Jalisco, se debió a que los presos miembros del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) controlaban las instalaciones.



Alfonso Durazo, Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, comentó este jueves que era “un mito su condición de penal de alta seguridad”.



“Los reos pertenecientes al CJNG estar en el penal de Puente Grande era tener todas las condiciones para conservar el autogobierno y parte del objetivo es precisamente dispersar a estos criminales para anular la posibilidad de que reproduzcan el autogobierno en otros penales”, indicó Durazo durante su participación en una videoconferencia organizada por el Colegio de México, un prestigioso centro de estudios de la capital.



El gobierno de México anunció el pasado lunes el cierre de la prisión, famosa por la fuga del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán.



 “Ha sido una irresponsabilidad del estado mexicano tener a criminales de tan algo grado en un penal cuyas celdas -algunas de ellas- no tienen ni aldabas” con lo que había “riesgos altísimos de fugas”, afirmó Durazo.



“No sé cómo no se dieron porque cuando uno ve las condiciones deplorables en las que se encuentra el penal, llegas a la conclusión de que ahí pudo haber sucedido cualquier cosa”, agregó. “Por eso se optó por dispersar a los reclusos y ‘sacarlos de su zona de confort’”, comentó Durazo.



El Secretario explicó que los reclusos fueron distribuidos en los miles de lugares disponibles que existían en otros penales de mediana seguridad que se encuentran “en distintos lugares de la República” y aseguró que el cierre va a generar ahorros al Estado de 800 millones de pesos, más de 36 millones de dólares.





Más de interés