Adecuan justicia para personas con discapacidad en Sinaloa

Activistas, abogados y defensores de los derechos humanos consideran un gran avance la resolucin de la Suprema Corte de Justicia de la Nacin de garantizar el trato igualitario ante la ley a personas con alguna discapacidad.

15 DE MAYO, 2018
EL DEBATE

Sinaloa.- Las autoridades que imparten justicia estar疣 obligadas a ajustar sus procedimientos cuando personas involucradas en un juicio presenten alguna discapacidad, en pos de garantizar un trato igualitario a este sector de la poblacin, estableci recientemente el Alto Tribunal de la Suprema Corte de Justicia de la Nacin (SCJN).

La resolucin (disponible en goo.gl/Y3mXpF) ォresucitaサ la Convencin sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (CDPD), tratado signado por distintas naciones ante la Organizacin de las Naciones Unidas (ONU) en 1995, y puesta a disposicin de todos los pases que pertenecen a la Declaracin Universal de los Derechos Humanos, que era ォletra muertaサ en la jurisdiccin mexicana, abund Carlos Martn Valenzuela Navarro, subdirector de Atencin a Personas con Discapacidad de Ahome.

ォCon esta legislacin que se acaba de hacer y con esta resolucin ya emitida por el Alto Tribunal podremos gozar de ese derecho, que exista, pero no se llevaba a la pr當tica debido a que faltaba un instrumento legal que le diera respaldoサ, agreg.

Armonizacin

Asimismo, el funcionario con discapacidad visual aclar que en M騙ico existe la Ley General para la Inclusin de los Derechos de Personas con Discapacidad, con la funcin de promover el desarrollo y generar espacios para esta poblacin, normatividad que fue armonizada en el 2014 con la CDPD, de donde se derivaran estas modificaciones, lo cual ser un gran avance, aadi Valenzuela Navarro, para una sociedad incluyente: ォLa resolucin buscara vincular lo que marca la CDPD a las leyes mexicanas y, lo m疽 importante, volverlas incluyentes, y nos hace una vida independiente a las personas con discapacidad. Antes dependamos mucho de otras personas, todo vena en tinta; ahora no: se adaptar la ley para que, en caso de incumplirla o cuando sean rebasados nuestros derechos de alguna manera, llevemos un juicio con mayor solvencia e igualdad por las implementaciones que se har疣サ, concluy.

Por su parte, Brenda L疸igo de Ortegn, presidenta de Paso Firme IAP, resalt que los defensores de los derechos humanos tienen tiempo pugnando por este cambio. Tambi駭 apunt que no nicamente esta normativa debe aplicarse a discapacitados visuales o auditivos, sino tambi駭 a aquellas personas con algn grado de discapacidad mental.

La activista asever que el gobierno necesariamente deber contar con los recursos para proporcionar los materiales auditivos, en braille o los int駻pretes de lenguaje de seas cuando sea necesario y llevar un procedimiento judicial correcto con las personas discapacitadas.

ォCualquier ciudadano requiere de ciertas informaciones y no limitarnos a como ya vivimos, sino a dar los recursos para llegar a un mejor punto, formular cosas y acercarlas. Las herramientas son muchas las que se necesitan, hablando de educacin, de salud o de justicia. La asistencia social y gobierno tenemos que sentarnos, platicar y determinar el subir a otro escalnサ, dijo.

ォLa gente no ha captado que las personas con discapacidad intelectual pueden elegir y pueden decir ellos qu quieren y qu no, porque su grado de discapacidad se lo permite; sin embargo, son personas que no existen en nuestro planeta. Siempre habr una segunda persona a su lado que decidir, hablar y tomar decisiones por ella, en vez de proporcionar las herramientas necesarias.

Es necesaria una pequea evaluacin para ver el grado de comprensin, de entendimiento, para desarrollar tal o cu疝 actividad. Es una l疽tima que no se les brinden los mismos derechos: una vivienda, un seguro. Hay muchas variantes, cosas, cabos sueltos que necesitamos para avanzarサ, explic.

Finalmente, C駸ar Luis Vea, expresidente de la Federacin de Abogados de Sinaloa (FAS), sostuvo que la igualdad de circunstancias es lo que se primar con la emisin de este fallo: ォLo que se busca es el respeto que debe de existir hacia una persona. Todos tenemos los mismos derechos humanos y debe existir esa igualdad, no debe existir ninguna disparidad. Los jueces garantistas ya lo hacen, era hora que los dem疽 jueces se pongan en los zapatos de los dem疽サ, reconoci.